lunes, junio 17, 2024

Miradores de Revilla

por vvs_admin

Miradores de Revilla.

Recorrido sencillo y agradable que nos permite disfrutar de unas espectaculares vistas de las Gargantas de Escuaín desde varios miradores. El sendero se encuentra en la vertiente meridional de la sierra de Las Sucas, que -junto con las propias Gargantas de Escuaín- está integrada en el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido.  De hecho, esta zona está considerada una de las mejores de toda Europa para la observación del quebranta huesos en su hábitat natural.

La ruta comienza en los alrededores del pueblo de Revilla y también accede hasta las ruinas de la ermita de San Lorenzo.

El mirador de San Lorien es el primero. Desde él, además de la Garganta, se tienen unas magníficas vistas del Castillo Mayor. Si afinas un poco la vista, podrás ver justo en frente algún tejado del pequeño pueblo de Escuaín que asoma entre los árboles. Poco antes de llegar a este mirador, encontrarás un desvío a la derecha que sube hasta la ermita de San Lorien. Santo muy importante para la provincia de Huesca.

Continuamos por el camino hasta llegar a los miradores de Angonés, justo antes de llegar encontrarás un desvío hacia Revilla y que permite hacer la ruta circular. Desde el mirador situado al norte, podremos ver a la derecha el barranco que le da nombre. Impresiona las dimensiones del cañón y la altura que hay hasta el cauce del río Yaga. Bajamos ahora al segundo mirador de Angonés, situado al sur. Ofrece unas buenas vistas del Castillo Mayor y de las montañas del Sobrarbe. Retrocedemos hasta el cruce que ponía Revilla y básicamente hay que seguir un pequeño sendero en medio de las montañas. Se camina bajo la sombra, por lo que es perfecta para un caluroso día de verano

Una vez se llega al mirador Angonés se puede volver siguiendo un itinerario circular: primero enlazar con el camino que une Revilla y el refugio de Foratarruego; una vez en este camino, se baja hasta el pueblo de Revilla, se cruza el pueblo y a 300m por una pista asfaltada se llega al punto de inicio de la ruta. Esta opción nos permite disfrutar de vistas del cañón del río Yaga y las Gargantas de Escuaín, de la Peña Montañesa (2.295m) y del Castillo Mayor (2.014m).

Caminar por el entorno de Revilla brinda la oportunidad de observar la mariposa hormiguera de lunares (Phengaris arion). Es una pequeña mariposa de la familia de los licénidos cada vez más escasa en Europa. En 1988 fue descubierta en Revilla habitando en los prados que rodean al pueblo.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario